Nevera del Penyagolosa

También conocida como nevera de la Cambreta, se encuentra situada en el lado W del Pico Penyagolosa y destaca por su buen estado de conservación.
Construida con mampostería de piedra caliza y arenisca con mortero, conserva intacta la bóveda de medio cañón y su  interior está colmatado de sedimentos unos cuatro metros bajo el nivel del suelo.
De planta cuadrada con 6'70 m. de lado en su interior y redondeada en las esquinas, en el lado E tiene la puerta de acceso con un anden de carga prácticamente desaparecido hoy en día.
Data del siglo XVII, cuando el comercio de la nieve alcanzó su auge en la Península, creándose una red de depósitos de almacenamiento con algunas servidumbres.
 
La nieve recogida durante las nevadas del invierno era acumulada y almacenada manualmente y separada en capas con paja para su mejor extracción en verano, época en la que era  transportada en mulos por la noche para evitar al máximo su deshielo, hasta los puntos de distribución para su uso en la conservación del pescado, con fines farmacéuticos, o en refrescos etc.. El transporte se realizaba a través del "Camí dels Nevaters" por el Mas de la Costa, Lucena y Figueroles hasta Castellón, Nules o Villarreal.
 
Desaparece este comercio entre finales del XIX y principios del XX, con la llegada del hielo artificial.