Fauna

 

Empusa

 
 
  
 
 
La presencia de un determinado tipo de fauna está condicionada por las características ambientales y la disposición de alimento, pudiendo asociarse los distintos grupos de fauna con formaciones vegetales. Es este sentido se puede hablar de:
 
Fauna de cultivos : en las zonas más bajas de la sierra se puede encontrar al papamoscas gris y al alcaudón común. Entre la vegetación arbustiva, en los bordes de los bancales, habita el zarcero común. En los olivos se puede oír al mochuelo y el autillo o encontrar señales de conejos. Mucho más difícil de observar es el erizo. Los bancales yermos son el hábitat de la culebrilla ciega. En los campos de cereales destacan la codorniz y el triguero. En las zonas más humanizadas se pueden encontrar gorriones, estorninos, salamanquesas, ratones, lechuzas, murciélago común, murciélagos orejudos meridionales o lagartijas ibéricas.
 
Fauna de bosques : el pinar lleva asociadas especies como el carbonero garrapinos o el piquituerto. Los pinos de mayor porte son elegidos por el escaso azor para construir sus nidos. Dentro de la espesura del carrascal encontramos reptiles como la culebra de herradura o la culebra lisa meridional. Entre la diversidad de especies de aves cabe destacar al petirrojo, el reyezuelo listado, la curruca capirotada y el pinzón vulgar. También el gavilán y el cárabo como rapaces más representativas. Entre los mamíferos habitan la musaraña, el jabalí, el zorro y el escaso gato montés, entre otros.
 
Fauna de paredes rocosas : Este hábitat tiene dos especies emblemáticas dentro de la sierra: el águila-azor perdicera, rapaz de gran tamaño que ubica sus nidos en las peñas más inaccesibles del Carrascal, y el búho real, con varios territorios dentro del ámbito de influencia del Carrascal. También aparece el halcón peregrino, el gorrión chillón, el colirrojo tizón y el roquero solitario. Las bases de las paredes rocosas constituyen el hábitat de la garduña.  
 
Fauna del matorral de solana : se pueden encontrar distintos tipos de currucas y cogujadas. Dentro de los reptiles cabe citar a la culebra de escalera y la culebra bastarda, así como la lagartija colilarga.
 
Fauna ribereña y acuática : Destaca el cangrejo de río autóctono, prácticamente extinguido en la zona, desplazado por el cangrejo de río americano. Se puede oír el croar de la rana y entrever en las aguas poco profundas ejemplares de madrilla y barbo. Hay también reptiles como la culebra de agua o el galápago leproso. Esporádicamente se puede observar a la lavandera cascadeña o escuchar los inconfundibles reclamos del ruiseñor bastardo, el ruiseñor común o la oropéndola. También hay mamíferos como la rata de agua.