Visor de contenido web

Ruta Amarilla: Sabinas, testigos del tiempo. Descripción

Ruta Amarilla: Sabinas, testigos del tiempo

 

 

 

 

 

  • Distancia: 4,2 Km
  • Duración estimada: 1 h 30'
  • Dificultad: Baja
  • Desnivel acumulado en subida: 92 m
  • Desnivel acumulado en bajada: 92 m
  • Cota máxima: 1.148 m
  • Cota mínima: 1.056 m
  • Recorrido: Puebla de San Miguel - Lavadero de Abajo - Pilón de La Hoya - Sabina La Fantástica - Barranco de Los Tajos - Sabinar de Los Pucheros – Puebla de San Miguel

Versión en PDF

DESCRIPCIÓN

A lo largo de este itinerario descubriremos impresionantes árboles, muchos de ellos catalogados como monumentales, que han vivido la historia de estos parajes compartiendo con sus habitantes el paso del tiempo. Principalmente disfrutaremos de longevos y espectaculares ejemplares de sabina albar (Juniperus thurifera), así como de carrascas (Quercus rotundifolia).

 

Iniciamos la ruta en el municipio de Puebla de San Miguel, donde podemos hacer un recorrido por sus calles visitando la Iglesia de San Miguel del siglo XVI, el Museo de Etnología con útiles y herramientas de las actividades tradicionales como ganadería, agricultura.... Cualquiera de sus calles nos llevará hasta el Lavadero de Abajo, punto de comienzo de nuestra ruta. En este punto podemos aprovisionarnos de agua fresca para el recorrido. Empezamos la ruta por el camino asfaltado que asciende por la izquierda, el Camino de la Hoya.

A unos 900 m encontramos uno de los casilicios que se sitúan en los caminos tradicionales de acceso a la población y cuya función consistía en dar protección a los caminantes. Se trata de un pilar con un panel cerámico que representa a la Virgen de los Desamparados. Pasado el pilón nos desviamos hacia la derecha por una pista forestal donde vemos tres singulares carrascas acomodadas sobre el talud que bordea la pista.

Continuamos por la pista forestal que nos lleva hasta el cruce con el Barranco Cañada Jorge; giramos hacia la izquierda por el mismo cauce y nos adentramos en la Microrreserva del Barranco Jiménez. Un pequeño desvío a la derecha nos acerca hasta el pie de una sabina que parece salida de un cuento, la Sabina Fantástica, catalogada como monumental. De vuelta al itinerario nos adentramos en los Tajos, tramo del barranco que nos ofrece un paisaje mágico y sugerente en el que podemos observar las evidencias de la actividad tradicional dejadas en estos árboles, como por ejemplo los cortes hechos en sus troncos para la obtención de enjambres para apicultura. En este punto la Cañada Jorge se encajona formando altas paredes de roca en el punto de confluencia con el Barranco Jiménez. Subiendo por el camino paralelo al barranco, veremos una pequeña cascada y a la derecha una antigua zona de cultivo hortícola. También aparecen las ruinas de un antiguo corral para guardar al ganado.

Ya en el tramo final abandonamos el Barranco de Cañada Jorge y ascendemos por la ladera hasta llegar al pequeño montículo de Los Pucheros, donde encontramos varios corrales. En este lugar se sitúa un yacimiento arqueológico con restos de asentamientos íberos del siglo III a. C. Los antiguos pobladores podían controlar los accesos hasta esta zona elevada; además dispone de un mirador avanzado hacia el barranco desde donde se puede divisar un amplio tramo de su cauce. En esta zona también se asienta otro casilicio o pilón, el Pilón de los Pucheros que marcaba el inicio del camino hacia Valencia desde la población.

Continuando por la pista forestal y tras un pequeño tramo por sendero, se vuelve a tomar el Camino de la Hoya para finalizar la ruta en el mismo punto de inicio, el Lavadero de Abajo.